19 noviembre 2011

Flower Boy Ramyun Shop - Episodio 4

Flower Boy Ramyun Shop - Episodio 4

Episodio 4: "Esencia de hombre"


Chi Soo ve a Eun-bi llorar abrazada de ese chico y se da la vuelta enojado. Tira al suelo el pañuelo con el que se secó las lágrimas.
Él acaba en la cafetería donde trabaja Hyun-woo donde le pregunta si la profesora está casada. Él le dice que no, que ni siquiera ha tenido novio. Chi Soo se pregunta quién es esa persona a la que estaba abrazada, si están en algún tipo de relación. Hyun-woo le dice que quizás la esté animando.

Eun-bi se prepara para el trabajo.
Chi Soo también se prepara para la escuela  y cuando baja al salón su padre está reunido. Chi Soo pregunta cuál es mejor modo para reconfortar a una persona y le aconsejan que le de dinero por los gastos que ha supuesto el funeral
Ella se marcha y no se da cuenta es que hay alguien durmiendo debajo de su escalera. Al salir ncuentra un calcetín en el suelo y lo recoge. Se lo acerca para oler y se echa para atrás del olor. Su olor le recuerda a su padre. En ese momento, Kang-hyuk se despierta después de haber dormido sosteniendo una fotografía de Eun-bi.
Eun-bi se detiene en seco, esta vez por un pañuelo tendido en su camino.
Chi Soo sale de las oficinas coqueteando con dos empleadas. Parece que está de buen humor.
Eun Bi coje con curiosidad el pañuelo y lo huele. Inmediatamente, ella exclama: "¿Chi Cha-soo?" Ella sostiene el calcetín en una mano y en la otra el pañuelo. En el techo, Kang-hyuk se despierta y agita los brazos para llamarla pero ella no le ve.
Ella se sienta en la cafetería y llega So-yi con sus amigos. Se sienta con Eun-bi a pedir disculpas por la forma en que Chi-soo actuó ayer. Eun-bi la mira con curiosidad, preguntándose por qué pedir disculpas por algo que Chi-soo hizo. So-yi le pregunta si hizo algo malo. Eun-bi le dice que sí, la forma en que trató a Ba-wool. So-yi señala que, probablemente, eligió ser un maestro por la estabilidad y los ingresos, por eso que a ella le gusta estar con Chi-soo, porque le hace las cosas fáciles.
En la escuela, Eun-bi entra en la oficina del director, donde le dicen que firme una serie de documentos de admisión de culpa, y el último indica que ella tiene que pedir disculpas a Chi-soo por "humillarle". Mientras tanto, Chi Soo prepara su consolación.
El director la lleva hasta Chi Soo en el pasillo, dispuesta a tragarse su orgullo y pedir disculpas por avergonzarlo. Pero él le entrega un sobre. Ella le pregunta qué es, y él le dice que lo tome, esperando el gran agradecimiento con una sonrisa en su rostro.



Ella lo abre y hay fajos de billetes en el interior. Chi Soo le explica que es porque su padre murió, y que considere que es un subsidio. Con orgullo agrega la palabra "comodidad", para explicar lo que es. Ella toma una respiración profunda, y decide no perder los estribos. Le dice amablemente que se lo lleve. Sorprendido, le pregunta por qué, y entonces se da cuenta de que probablemente no puso el dinero suficiente en el interior, y saca otro fajo de billetes. Ella trata de aplacar su ira.
Ella empieza a sacar las palabras con dificultad pero luego se retrotrae al recordar las palabras de su padre acerca de escuchar a su corazón, de modo que aunque tengas menos, puedes mantener la cabeza alta. Ella le da una bofetada en la cara con el sobre en la mano. El dinero sale por los aires y los alunnos salen expectantes.
Dejando el sobre pegado a su cara, Eun-bi le corrige que cuando estás hablando de un anciano, se dice "fallecido", no "murió". Chi Soo está que trina. El sobre le ha dejado marcada la palabra "Comodidad".
Tirando de su tarjeta de identificación, ella declara que no tendrá la oportunidad de despedirla porque ella es quien lo deja. Confundido, Chi-soo exige saber por qué está haciendo esto. 
  • "¡Acepté tus disculpas y te dí consuelo! ¿Entonces por qué...?" 
  • "¿Por qué te golpeé de nuevo?¿Tienes la curiosidad de saber por qué fuiste golpeado?" 
  • "Sí, tengo curiosidad así que tengo que saberlo ya mismo!"
  • "Vale, la razón por la que te golpee es..."
  • "¿Crees... que te lo voy a decir?"
  • "¿Qué?"
  • "Por supuesto que no te lo diré, ¡aunque mueras de curiosidad!"
Ella le dice que alguien como él no lo entendería de todas maneras, ya que él no sabe la diferencia entre la mierda y la pasta de soja, o del bien y del mal. Ella se aleja. Le grita que se detenga y luego se gira una última vez para señalarle con el dedo directamente "Hoy estás muy guay" Apunta a la marca en su rostro. "Sobretodo ahí. Marca de nacimiento. Oops. Lo siento"
Ella se marcha a gusto y él rabia de ira.
Eun-bi se aleja de la escuela y Ba-wool la llama: "¡Noona! ¡Eres genial!". Ella le lanza un beso y él corresponde con otro.

Eun-bi solloza con una pata de pollo en la boca, "¿Y ahora cómo voy a comer y vivir?"  Dong-joo le dice que ella debería haber tragado su orgullo y haberse disculpado, y Eun-bi se pregunta por qué no lo hizo.

El padre de Chi-soo habla con su secretario sobre la cicatriz; el sacretario se refiere a la marca que le dejó a la cara pero el padre se está refiriendo a otra cosa. "Eso se puede quitar. Una cicatriz dejada por una mujer ... es para toda la vida."

Chi-soo se encuentra en la cama con una bolsa de hielo en la cara. Se sienta, todavía hirviendo en furia. [Fan de la máscara para los ojos]


A la mañana siguiente, Eun-bi corre alrededor de la ciudad poniendo carteles para clases particulares excepto para Inglés y Matemáticas. [De la sudadera de ella también soy fan. Jajaja. Que monada]


Ella recibe una llamada de uno de los padres y corre a la reunión, sólo para descubrir que es el padre de Chi-soo. Él le pide que regrese a la escuela.
Del susto rompe una taza de té, y se ofrece a pagar por ello. El padre insiste en que no es gran cosa, pero le pregunta a la criada lo que cuesta. Muy caro. El padre le asegura que está bien, ya que tienen cientos de ellos en la casa.
  • "Pero en esta casa, hay una única cosa que no se ha roto. Cha Chi-soo. Incluso si todo lo demás no se rompe, Cha Chi-soo, ni un pelo, ni siquiera una uña se puede romper. Así es Cha Chi Soo. Señorita Yang, usted le golpeó dos veces, dejándole furioso"
El padre insiste en que hará lo que ella le pida. Ella le pregunta "¿Cualquier cosa? Si quiero ser entrenadora ¿me ayudará?". Él le dice que sí pero... finalmente lo rechaza. Y la da la rabieta en el ascensor.
En ese momento entran dos empleadas que comentan sobre el pañuelo de Chi Soo. Eun-bi mira atentamente pero la puerta se abre. Aprovecha para pegar un cartel.

Chi-soo recibe una llamada de su padre diciendo que ella lo rechazó. Él se enfada porque aún siendo el presidente Cha no puede hacer nada bien. Se levanta de la clase y se marcha.

So-yi pasa a ser la solista en un recital de baile, y pide Ba-wool que necesita un paseo. Él le dice que deje de llamarle y que va a cambiar su número.

Chi-soo llama a su tío, un policía, para que le ayude a encontrar a Eun-bi. Adivina que ella va a estar buscando puestos de trabajo de tutoría o que estará comiendo ramen en alguna tienda... que es exactamente donde la encuentra. Ella está a punto de comer su ramen cuando tres muchachos de secundaria tratan de levantarla de su asiento. Ella pasa de ellos. Esto les pide que les compre cigarrillos, y ella les regaña como profesor.
Chi-soo aparece y les arroja una caja de cartón de cigarrillos para deshacerse de ellos, y se sienta en la mesa. Ella le pregunta qué está haciendo, y él le dice que no tiene que darle las gracias, ya que simplemente no quería a nadie más zumbando alrededor de su presa. Pero ella se refería a por qué ha comprado cigarrillos a unos estudiantes de secundaria, y sale corriendo para recuperarlo. Ella agarra la caja de los chicos y la lanza al tráfico, donde se aplasta. Los chicos se enfadan y salen corriendo detrás de ella. Eun-bi huye pero Chi-soo se detiene en su coche. Frente a una pelea o un escape, ella decide entrar en el coche.

Él la lleva al río, y luego con un suspiro, se vuelve hacia ella con exasperación. Eun-bi comienza a recriminarle el acto de comprar tabaco a unos adolescentes y que está mal jugar con los sentimientos de las personas lanzando un cebo. Él ya se ha dado cuenta de por qué está ella así y la interrumpe.
  • "¿Es por eso? Me golpeaste...no como profesora, sino como mujer. Así que fue por eso. Porque tú me ves como un hombre"
Ella le interrumpe agarrándole. Él se sorprende.

Se pone nervioso. Ella está muy sexy.
Se acerca a su oído y le dice;
  • "Tú. Hueles fatal" - Se separa - "Si deseas que una noona tenga ese tipo de sentimientos, cambia de perfume, chico"
Ella se dispone a salir del coche pero él la retiene y le exige saber por qué está haciendo todo esto. Le pregunta si es porque ha conocido a otro hombre. Confusa, le pregunta de qué está hablando, y él le recuerda que estaba inclinaba sobre alguien llorando. Ella responde, "Claro. No sé quién es ese chico, pero tiene que ser mejor que tú. Mejor que un niño que no emite nada más que el olor de su colonia.". Ella sale del coche y él se marcha echando humos.

Más tarde se sienta en su coche con So-yi, quien le pregunta si le sucede algo. Ella le dice que a ella si le pasó algo, y le pide que la apoye. Él pone una mueca de dolor, como si fuera una tarea, y le dice que la besará. Cierra los ojos y espera, pero luego se detiene; "¿Tan mal huele mi perfume?"

So tanto-yi se acerca a su puerta y encuentra a Ba-wool esperando. Él le dice que no estaba en su estudio de baile, a pesar de que necesitaba dar un paseo. So-yi le abraza, apoyándose en él con una gran sonrisa. Ella suspira, "Es Ba-wool. El olor de Ba-wool"

Chi-soo llega a casa, pero un aparca-coches le detiene con algo que encontró en su coche - un calcetín y un juego de llaves. Eun-bi llega a su casa y se encuentra, por supuesto, que ha perdido sus llaves. Se enfada y se pregunta qué va a hacer, aunque descubre que su puerta está abierta. Ella camina con cautela, pero luego se huele algo familiar. "¿Papá?"
Encuentra la mesa puesta con la cena, pero ni rastro de nadie. Llama Dong-joo, para ver si era ella, y dice que llegó a casa y olía a perfume de su padre, y había una cena allí. Ella come con alegría, y en la esquina detrás del sofá, vemos que Kang-Hyuk está durmiendo [Este chaval duerme en cualquier parte. ¿Cómo hizo para dormir ahí?]

Chi Soo observa el calcetín y ahora obsesionado con el olor, lo coje con su mano envuelta en el pañuelo y lo aproxima para olerlo. Apesta. Él se queda mirando a su llavero, luciendo una imagen de la joven Eun-bi con papá.
Le pide a Hyun-woo que se lo lleve a Eun-bi pero este no puede. Chi Soo pregunta de nuevo si realmente vive sola y no tiene un oppa ni nada. Hyun-woo está seguro de que es hija única, así que él mismo va a llevarle las llaves por temor a que pase la noche en la calle muerta de frío.

Mientras tanto, Kang-hyuk se despierta y se va a comprobar si Eun-bi llegó a casa. Él la tapa y le quita sus lentes. Se encuentra con un pañuelo.
Chi-soo llega a la tienda y entra llamando a la interina. Pero es Kang-hyuk quien sale llavando el pañuelo de Chi-soo como una banda. Él mira a lo que Chi-soo lleva y ve su calcetín.


Chi-soo pregunta dónde está y Kang-hyuk dice "Mi esposa está durmiendo". Chi-soo le dice que se de las cosas a "su esposa".
Se vuelve a irse, pero Kang-hyuk murmura que no tiene olor. Chi-soo se vuelve para enfrentarse a él. Kang-hyuk le olfatea: "Mmm ... sip ... no hay olor. Incluso las cebollas tienen olor pero tú no, Park Ji-soo"
Chi-soo tiene la cebolla en las manos y la lanza al suelo. Le corrije el apellido. No es "Park" sino "Cha"

7 comentarios:

  1. genial.. como siempre... me gusta leerte!

    ResponderEliminar
  2. amee este capituloo!! ajaja como le dice chico hueles fatal!! jaja

    ResponderEliminar
  3. Deseando leer el seguiente escribes muy bien,me encanta estas serie.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. jajajajaja q gracioso me encanto ... ahora despues de leerlo voy a verlo......

    ResponderEliminar
  6. Donde encuentro el capitulo siguiente?? este me ha encantado, gracias

    ResponderEliminar